Martes 10 de Septiembre de 2019

Reconocimiento del Honorable Concejo Deliberante al escultor Alfredo Raúl Iglesias por su destacada trayectoria profesional

Mediante Ordenanza Nº 18.513, el Honorable Concejo Deliberante de General Pueyrredon otorgó el título "Vecino Destacado" de Mar del Plata al maestro Alfredo Raúl Iglesias “por su destacada trayectoria en el arte de la escultura”.
El acto se desarrolló este mediodía en el recinto de sesiones, a instancias del concejal Marcelo Carrara (AA).
Estuvieron presentes familiares, amigos y colegas de Iglesias, que mostraron, al igual que el propio agasajado, una honda emoción por este reconocimiento institucional.

Fundamentos del reconocimiento

La presente iniciativa tiene por objeto destacar la labor artística del maestro Alfredo Raúl Iglesias, quien ha sabido convertir en arte la historia antropológica de nuestro país y en especial de nuestra Mar del Plata.
El maestro Alfredo Raúl Iglesias nació el 12 de junio de 1938 en la ciudad de Chascomús. En su adolescencia, durante sus estudios secundarios, comenzó con sus primeros pasos en el mundo del arte humorístico, reconociéndose como un “buen caricaturista”.

En el año 1958 se establece en zona aledaña al Puerto de Mar del Plata; allí pudo advertir y nutrirse de las características propias de la sociedad portuaria.
Por circunstancias de la vida, comienza a desarrollar tareas laborales, en conjunto con su padre y hermano, en la panadería familiar, sin perjuicio de ello y en forma simultánea comienza a estudiar la carrera de abogacía.
Por casualidad conoce la arcilla y comienza a descubrir que ese material le proporcionaba diferentes e infinitas posibilidades artísticas y de inmediato y de forma autodidacta, comienza a experimentar y formar su carácter artístico como escultor.
Con el correr de los años, sus manos comienzan a moldear ese hombre esforzado del mar que vio y conoció muy de cerca, dejando fluir la gran admiración que tenía de esa vida, de ese lugar, que lo acogió por primera vez.
En el año 2000 se presenta en el Concurso Marinista del Museo del Hombre del Puerto Cleto Ciocchini, donde es galardonado con el 1º Premio. Este reconocimiento, lo motivó e incentivó para continuar sus exposiciones artísticas en el lugar.
Sus obras, que se encuentran exhibidas en forma permanente en el Distrito Descentralizado “Vieja Usina” están teñidas de gran influencia antropológica que expresan el aspecto físico, la expresión social y cultural de la vida portuaria. Entre las obras de esta serie de la vida portuaria se puede mencionar “Amor en las calles del Puerto”, “El changa”, “Ritorno”, “Lance de resallo”, “Seriacho o Turito el Redero”.
Más tarde sus ojos se direccionan en la historia Argentina e influenciado por los personajes gauchescos del libro “Martín Fierro”, comienza a incursionar en una nueva etapa de su arte.
También sintió un impulso por homenajear a los pueblos originarios y/o radicados en el país con sus obras “Noble Estirpe Inca”, “Noble Estirpe Aimará” y “Morocha Uruguaya”.
En oportunidad de un viaje a España, su visión artística se inspira en esa cultura, llevándolo a realizar obras que representan el arte de la Tauromaquia. Asimismo, creó piezas de ajedrez con la temática de la antigua rivalidad entre españoles y árabes.
Hoy, a sus 81 años, la familia portuaria como todos los marplatenses, nos sentimos orgullosos de tener entre nosotros tan destacado artista que ha sabido con sus manos, moldear la historia de nuestra región y del país.